Tener un sitio web seguro, es el primer paso para conseguir una respuesta positiva por parte de un potencial consumidor en nuestro negocio, asegurando una comunicación digital totalmente protegida.

Los certificados SSL (Secure Sockets Layer o Capa de Conexión Segura) son protocolos diseñados para cifrar la comunicación entre el sitio web y el usuario, los que validan la seguridad de un sitio web y otorgan la capacidad de proteger la información que se envía a los servidores.

Este cifrado envuelve toda la información que es introducida por una persona y solo conecta con el navegador del usuario, cuando éste intenta enviar o acceder a dicha información. Por ejemplo cada vez que haces una compra por amazon o cada vez que entras a la página de tu banco todo ese flujo de datos viaja cifrado y protegido. 

¿Cómo funciona un certificado SSL?

Cuando se entra a una página protegida por un certificado de dominio SSL, el servidor de la web y el navegador del usuario establecen una conexión. El certificado SSL crea una clave de seguridad de 2048 bits de encriptación que conecta de manera automática entre ambos cuando el usuario rellena algún campo de información.

Gracias a esto cualquier información que vaya de un lado a otro queda totalmente inaccesible ante ojos de terceros que puedan intentar vulnerar la información.

¿Por qué obtener un certificado SSL?

Si eres un ecommerce o tus usuarios deben ingresar información importante dentro de tu página, un certificado digital SSL se convierte en una obligación a la hora del pago en línea.

Si eres una página corporativa un certificado de seguridad SSL dará más confianza y hará que tu usuarios se sientan seguros navegando por ella.

Si quieres mejorar el posicionamiento de tu web, tener una página con HTTPS es un factor importante ya que google indexa mejor este tipo de URLs.

¿Cómo sé si un sitio está protegido por un certificado SSL?

Es muy sencillo poder comprobar esto y es algo que debes tener en mente a la hora de colocar información sensible como los son las tarjetas de crédito dentro de una web.

La primera es revisar el ícono del candado en la barra de navegación.

A continuación les mostramos unos ejemplos de cómo se vería en otros navegadores

Mozilla Firefox

Google Chrome

Safari

La segunda es comprobar la URL de la página, si es HTTPS significa que la página se encuentra bajo un protocolo SSL, en el caso que no posea la S, quedando solo en HTTP ésta no se encuentra con el protocolo.

¿Cómo comprar un certificado SSL?

En Adity contamos con la confianza y seguridad de SSLfull, con ellos podrás encontrar una amplia gama de certificados dependiendo los objetivos de tu sitio como por ejemplo algunas que te dejamos a continuación:

Gracias a SSLfull dispondremos cupones de descuento para que  todos nuestros alumnos de Academia Adity puedan adquirir sus certificados SSL y hacer de tu sitio web un lugar seguro a un conveniente precio.