Si tienes un sitio web muy popular, con una buena base de visitantes diarios y no sabes como sacarle provecho, Google AdSense te podría ayudar a monetizar tu contenido.

Es muy sencillo de utilizar y además gratis para ti. Funciona desplegando anuncios en tu sitio web de acorde a tu contenido, por lo que serán atractivos y relevante para tus usuarios.

De este modo, cada vez que ellos hagan clics en los anuncios, ganarás dinero.

Los anuncios son creados los anunciantes que desean promocionar sus productos, además ellos los pagan. Las tarifas que desembolsan son distintos dependiendo del tipo de anuncio.

Google AdSense funciona en tres pasos:

  1. Debes preparar tu sitio para recibir los anuncios: Debes preparar los espacios publicitarios en tu sitio web. Para ello debes pegar el código de los anuncios y elegir dónde quieres publicarlos.
  2. Los anuncios que más paguen, aparecerán en tu sitio: Los anunciantes realizan pujas para aparecer en más espacios publicitarios en una subasta en tiempo real.
  3. Ganar dinero: Google es quién se encarga de cobrar a los anunciantes y ellos son los que te hacen llegar el dinero ganado.

No debes confundirlo con Google AdWords, mientras el primero te paga por desplegar anuncios en tu sitio, el segundo tu le pagas para aparecer en ellos. Tal como le pasó a este niño de 12 años que confundió las plataformas y terminó con una deuda de 100.000 dólares en AdWords.

LEER MÁS: ¿Qué es una campaña de AdWords y cómo puedes sacarle provecho para tu empresa?

Si vez algún anuncio que no cumple con tu linea editorial o simplemente no te gusta, puedes retirarlo. Además puedes bloquear anunciantes de los que no quieras recibir publicidad.

Para comenzar a utilizar Google AdSense debes enviar una solicitud aquíGoogle te responderá en una semana si calificas para el programa.